< Home
/ Artistas

BUSCAR



Las Hijas del Sol proceden de la isla de Bioko, Guinea Ecuatorial. Piruchi y Paloma, tía y sobrina, componentes de este dúo, aseguran que "en África, la música no es una profesión, es una manera de ser y de sentir", y ellas la llevan en la sangre. Comenzaron su carrera musical por separado, y se unieron para participar en un certamen del Centro Cultural Hispano Guineano en 1992, donde obtuvieron los premios a la mejor canción original y a la mejor coreografía. Ese mismo año vinieron por primera vez a España, para participar en la Expo de Sevilla y en el Festival de la OTI.

Regresaron definitivamente en 1994, con la intención de consolidar un grupo estable y empezar a grabar discos, para dar a conocer la cultura y la música de su país. En agosto del 95 Manuel Domínguez presencia una actuación suya en el Aché, sabroso garito de la calle de La Puebla. Iban solas, un músico con el que ni siquiera habían ensayado intervenía de vez en cuando. Luego todo se desarrolló muy rápido.

En diciembre presentaban su primer compacto, Sibèba. La grabación, dirigida por Demetrio Muñiz, se había se había simultaneado con su participación en la gira que Mano Negra realizó por tierras españolas. El disco estaba compuesto tanto de música tradicional como de nuevas canciones que hablan de los problemas de la vida, cantadas en su lengua natal, bubi. El CD incluía además un tema en castellano, Tirso de Molina, que narra las inquietudes de los emigrantes en Madrid. Esta canción fue utilizada en la banda sonora de la película "Taxi", de Carlos Saura.

Sibèba ("aquello que se quiere conseguir") llegó pronto a la lista europea de los diez álbumes de músicas del mundo más radiados. La prestigiosa revista inglesa de música étnica Folk Roots, lo situó en el Nº 1 de su lista, la Punta del Iceberg. El disco ha sido publicado en Europa, Estados Unidos y Canadá, y se distribuye en Japón.

Las Hijas del Sol han cantado en los más importantes festivales europeos de música étnica, han barrido España de norte a sur y se han ganado la simpatía de unos y otros.

El dúo ha sido muy solicitado, por sus voces tan originales, para participar en las grabaciones de otros artistas: Rita Marley, Capercaille, Joâo Alfonso, Misión Hispana, Mestisay... Su éxito continúa: fueron nominadas en la primera edición de los Premios de la Música en la categoría de Mejor Música Tradicional-Folk.

Kottó, su segundo disco compacto, dirigido por Alberto Gambino, supone un salto caulitatico en su carrera, que en estos momentos ya considera el ambicioso objetivo de actuar en Estados Unidos.

Y en el 2000 llega Kchaba, el disco más personal y el más maduro. Obra muy alegre y muy africana el el cual participan instrumentistas excepcionales y, por fín, ecuato-guineanos:Pablo Tarifa, Alex Ikot y Cheri Malé. El entendimiento entre ellos y el productor musical Alberto Gambino, es muy sólido, lo cual se refleja en el resultado final donde, a pesar de la variedad evidente de estilos, arreglos y lenguas, no se aprecia fisura ninguna.

Kchaba es considerado mejor álbum 2000 de música popular por los premios Villa de Madrid. Más sobre Hijas del sol en worldmusicentral.com

  Guinea Ecuatorial